Mecanismo molecular del corazón es más antiguo incluso que el Hombre

0
20
corazón

Ha sido mostrado por un grupo de científicos que el proceso molecular por el cual funciona el corazón humano, podría ser más antiguo que incluso la existencia del Hombre mismo. El grupo de científicos del Instituto Huck de Ciencias de la vida de la Universidad de Pennsylvania, liderado por el Dr. Jegla, encuentra una concordancia interesante en la Anémona de mar.

Aunque el ser Humano ha habitado el planeta desde hace unos 2.5 millones de años, hay indicios de que el mecanismo molecular que permite a nuestro corazón funcionar, ha existido por algunos años más, de entre 700 millones a mil millones de años.

Los estudios se han centrado en la evolución del sistema neuromuscular de organismos como la anémona de mar, la cual dista bastante del hombre, pero en la cual el sistema nervioso es similar en la conducción de las señales, al del ser Humano; en particular el mecanismo que sirve para llevar una señal neuromuscular, es decir una señal electro química para activar un músculo.

Al comparar estos organismos, es como poner juntos seres con una diferencia evolutiva de unos 700 millones de años, de hecho podríamos considerar que la mayoría de los seres vivos han evolucionado de las estructuras de la anémonas de mar, y de las cuales se conservan los mismos mecanismos.

De observar los canales, por los que la señal es conducida, se desvela la posibilidad de encontrar como se puede conducir por ellos las señales necesarias para poder mover un músculo y lo más sorprendente es que al encontrar que los canales son similares, entonces, se puede pensar que uno ha evolucionado del otro.

Más estudios serán necesarios para encontrar si de esta rede de neuronas presentes en la anémona de mar, es posible evolucionar hacia el sistema central como el que los hombres tenemos; la anémona de mar es un organismo muy útil para estos estudios, pues se puede observar una sinapsis bi -direccional, con lo cual es posible modelar y realizar diversos estudios que permitan determinar de mejor forma como se logro la evolución desde estos organismos.

Así entonces la investigación ha mostrado que el mismo mecanismo químico que permite moverse a animales como la medusa, es similar a los que hay en la anémona y que los canales que conducen la señal que hace latir al corazón del Hombre, pero con un sistema nervioso evolucionado en millones de años, pues ni la anémona ni la medusa cuentan con un sistema nervioso central -digamos un cerebro-, pero es como si el programa utilizado para controlar movimientos fuera el mismo, sólo empleado en diferentes sistemas.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here