Fuerzas: Los poderes que gobiernan nuestras acciones

0
33
fuerzas

Isaac Newton fue el primero en señalar que los objetos no podrían moverse sin la acción de fuerzas, describiendo así el concepto de inercia. Desde los átomos más pequeños hasta las estrellas más grandes, todo está gobernado por 4 fuerzas fundamentales conocidas hasta entonces: la fuerza gravitacional, la fuerza electromecánica, la fuerza nuclear fuerte y la fuerza nuclear débil. Si sacáramos cualquiera de estas fuerzas de la ecuación, con la posible excepción de la nuclear débil, el cosmos se convertiría en algo irreconocible.

La gravedad nos mantiene firmes en el suelo y ancla a los planetas en órbitas alrededor de sus estrellas. Donde sea que haya materia, hay gravedad y, sin ésta, el universo como lo conocemos no existiría, puesto que la materia no se hubiera condensado para formar las primeras estrellas tras el Big Bang.

La fuerza débil gobierna la fusión nuclear y la desintegración radioactiva, y es la única capaz de cambiar los tipos o sabores de los quarks. Éstos son un tipo de partículas subatómicas que constituyen a protones y neutrones, los que a su vez se unen para formar el núcleo de un átomo. Existe un modelo hipotético de un universo sin fuerza débil, pero sin la presencia de esta fuerza para mediar procesos de fusión que suministran energía a las estrellas, no se sabe si tal modelo funcionaría.

La fuerza electromagnética es la causante de que exista la fricción, y la razón de que los objetos sólidos no se atraviesen unos a otros al colisionar. Es la explicación detrás de la atracción que ejerce un imán y de la flotabilidad de los cuerpos en el agua. Más aún, es la razón por la que los electrones se mantienen alrededor de los núcleos de los átomos, y permite que estos últimos se unan para formar moléculas y compuestos. El núcleo, por su parte, se mantiene unido gracias a la fuerza nuclear fuerte. En consecuencia, si faltase alguna de estas fuerzas, los átomos no podrían existir, y por ende, tampoco el universo en que vivimos.

Las fuerzas también las conocemos como: inercia, conservación del momento, fricción, aceleración, transferencia de energía; y cada una de ellas interviene en nuestra vida diaria, sin ellas tampoco podríamos vivir.

Las fuerzas son invisibles, pero pueden medirse por sus efectos. Cuando un resorte se estira por una fuerza, se alarga en proporción a la fuerza aplicada: si la fuerza se duplica, se alarga el doble. La magnitud relativa de la fuerza puede calcularse midiendo el largo del resorte.

La fuerza se mide en comparación con un estándar referencial: un newton (N), que es la fuerza requerida para acelerar una masa de 1kg de cero a 1 metro por segundo en 1 segundo. En la Tierra, por cada kilogramo de masa, la fuerza de gravedad es 9.81N, por lo que -ignorando el efecto de la resistencia del aire-. si tiráramos una bolsa de azúcar de 1kg del techo de un supermercado, ésta aceleraría en dirección al suelo a razón de 9.81 m/s cada segundo.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here